Lorem Ipsum es simplemente el texto de relleno de las imprentas y archivos de texto.

Diseño interior: el estudio de María Moro

diseño_interior_madrid_maria moro_alumni iade

Cada vez son más los alumni de Diseño Interior que nos hablan sobre sus trayectorias y sus presentes creativos. Es el caso de María Moro, quien desde 1990 no ha dejado de crecer profesionalmente.

A sus 52 años, reconectamos con María Moro, alumni de nuestro programa en diseño interior e integrante de nuestra #comunidadiade, para conocer su recorrido profesional durante los últimos 30 años.

La aventura del diseño interior

IADE: ¿Cómo conociste IADE, y qué te animó a cursar con nosotros
María Moro: Conocí IADE por una compañera de COU; yo andaba un poco perdida respecto hacia dónde orientar mis estudios. Me resultaba muy atractiva la arquitectura, pero siempre había sido más de letras, y por otro lado también me gustaba la historia del arte.
Cuando mi compañera me habló de IADE y del programa en diseño interior, se me encendió la lucecita. A mis padres les pareció buena idea y apostamos por ello. 

I: ¿Cómo fue tu experiencia en IADE?
M.M: Mi experiencia en IADE fue fantástica. Me encantaban los estudios, me gustaba la escuela y me chiflaba el barrio en el que estaba. Fue una época estupenda.

I: ¿Cuál era tu sueño (profesionalmente hablando) cuando entraste en IADE? ¿Cambió a lo largo de la carrera?
M.M: Creo que no sabia en absoluto a donde quería llegar cuando empecé los estudios de IADE. Para mi representaba la posibilidad de trabajar en algo relacionado con la arquitectura, el arte y la estética.

A lo largo de la carrera aprendí mucho. Descubrí lo que es el diseño y lo que realmente significa, se despertó mi interés por el mobiliario... pero sobre todo, me encontré ante un mundo de posibilidades.

María Moro
muebles_diseño interior_madrid

Desarrollando el camino profesional

IADE: ¿Qué hiciste tras finalizar tus estudios con nosotros y antes de emprender con tu propio estudio de interiorismo?
María Moro: Cuando terminé mis estudios, intenté ingresar en el Royal College of Art de Londres pero finalmente, decidí que lo que quería era lanzarme al mundo laboral.

Comencé de aprendiz en una tienda/estudio de Aravaca, Tribóveda, que pertenecía a Maribel Giró y Carmen Icaza,  una interiorista que había realizado varios proyectos en mi casa. Una de las cosas que me marcó de allí fue el gusto por lo clásico y las antigüedades conviviendo con lo moderno.

En la Escuela, en esa época siempre se hablaba de diseño y de mobiliario contemporáneo y por eso para mi fue un descubrimiento ver lo bien que funcionaba el mueble clásico en los espacios más modernos.

Cuando dejé Tribóveda, empecé a trabajar en una empresa que se llamaba VIT 80, en el departamento de proyectos. Se dedicaban al amueblamiento de oficinas y espacios públicos. Además, se presentaban constantemente a concursos – trabajamos activamente en la Expo del 92, en Sevilla – por lo que siempre desarrollábamos los proyectos a contrarreloj, pero como éramos un equipo de jóvenes, al final se hacía todo muy ameno aunque tuviéramos que echar más horas.

Más tarde, conseguí un puesto en el Departamento de Proyectos de Módulo Dos, una empresa de reformas que acababan de montar en un chalé rehabilitado de la calle Covarrubias, y con la que llevé a cabo muchos proyectos y presupuestos.

Lo cierto es que, a raíz de mi paso por está empresa, empecé a hacer proyectos de reforma para particulares.  Al principio,  lo compaginaba con otros trabajos e incluso con estudios, y más tarde acabé encargándome no solo del proyecto, si no también de la dirección de obra.

Posteriormente, comencé a cursar una formación en restauración de muebles mientras que trabajaba por las mañanas con mi padre. 

Al terminar, monté un taller de restauración que compaginaba con las reformas que me iban saliendo. Incluso estuve dos años impartiendo clases de restauración de muebles en un centro cultural. 

Fueron unos años en los que trabajé muchísimo, pero llegó un momento en que por distintas circunstancias tuve que elegir entre la restauración o las reformas y opté por lo segundo.

Después de tantos años, aquí sigo, más de 25 años dedicada a la rehabilitación de viviendas.

diseño interior maria
maria moro_interiorista_alumni

Adentrándonos en el Estudio

IADE: ¿Cómo es un día en tu estudio de interiorismo? 
María Moro: Hace ya 20 años me mudé a una casita que rehabilité en Aravaca y a los pocos años, trasladé mi estudio aquí.

A mi me gusta despertarme con tiempo para organizarme antes de ponerme a trabajar. Algunos días, comienzo con trabajo del estudio, mientras que otros me desplazo a realizar visitas de obra, o a ver a posibles clientes o proveedores.

I: ¿Qué es lo que más te gusta hacer dentro de todo el proceso creativo que llevas a cabo con cada proyecto?
M.M: Mi parte favorita del trabajo es la de desarrollo del proyecto y la del seguimiento de la obra.

I: Entrando más en detalle… ¿En qué consiste tu trabajo?
M.M: M
e dedico a hacer reformas y al diseño interior, especialmente de viviendas, aunque también he hecho locales comerciales y oficinas.

Las reformas pueden ser rehabilitaciones integrales o proyectos decorativos más sencillos.

Dependiendo de lo que sea, siempre parto de citarme con los clientes en el espacio a intervenir, y pongo especial interés en atender a sus necesidades y aspiraciones según cómo viven y cómo quieren vivir.
Posteriormente, realizo una propuesta de proyecto y con ella, un presupuesto detallado del mismo. Si éste se acepta, procedo con la ejecución de obra.

Tanto la coordinación de equipos y proveedores como la supervisión de los trabajos que se van a realizar a lo largo de toda la obra, forman parte de mi labor y requieren de continúas visitas y revisiones  con los clientes y operarios.

I: ¿Cuentas con un equipo de apoyo para realizar tus proyectos? 
M.M: 
Soy una profesional independiente que trabaja con profesionales y proveedores de confianza. Me resulta muy enriquecedor trabajar con personas cualificadas de otros sectores.

diseño interior_maria_moro_alumni-iade

Expansión y canales de difusión

IADE: ¿Qué medios utilizas para dar a conocer tu estudio de interiorismo? 
María Moro:
Mi trabajo siempre ha estado entrelazado con mi vida, por lo que los proyectos que he desarrollado han sido, mayormente, para amigos, familia…y personas que llegan a través de estos.

Es curioso, mucha gente recomienda no trabajar para conocidos y, sin embargo, a mí me ocurre lo contrario.

Actualmente, tengo una pagina web que utilizo como carta de presentación de mis proyectos. También estoy en LinkedIn, aunque he de confesar que no soy muy fan de las redes sociales, pero sé que es importante y necesario tener presencia en ellas para darse a conocer.

I: ¿Te gustaría venir en un futuro a la Escuela a contar tu experiencia a nuestros alumnos de diplomatura y máster de interiores? 
M.M: Por supuesto, estaría encantada.

diseño interior maria moro